lunes, 14 de septiembre de 2009

La telaraña, el relato que publico a continuación, contiene palabras que pueden herir la sensibilidad de algunas personas. Mis disculpas.






A Javier Ribas Tálens, por su gran sentido del humor

2 comentarios:

  1. Las palabras sólo hieren a los que no las comprenden...

    Port

    ResponderEliminar
  2. Querida Mila

    Por tu autenticidad y valentía, me ha inspirado este poema con tus nutrivos relatos:

    La Teleraña, el relato de la boda recordando a tu hijo recien nacido y Derrota.

    Aquí va con mi cariño de regalo este poema:

    Apasionante deseo


    La muerte del placer
    te ha entristecido
    evaporándose los sueños
    donde llora el deseo
    que muerde las penas
    del tiempo indiferente,
    encendiéndote el fuego
    entre las sombras,
    donde la nostalgia del alma
    embiste con furia el instinto,
    atando tu vida
    a la tortura del recuerdo,
    donde solo el paisaje
    de los sueños te consuela.

    Sol de Diego

    ResponderEliminar