viernes, 1 de marzo de 2013

COLOFÓN

Le dio su esencia y ese querer recorrer el mundo de su mano. Fue tierra fértil y flor de primavera para su goce, huracán para el suyo, la alegría caminando por el mapa de su vida. Las horas del desdén se instalaron en aquella casa ya vacía de amor y tal vez de memoria. No quedaban rosas en los jarrones, se ahogaron de respirar tristeza. El sofá se les quedó grande y en los cristales, empañados por el frio, dibujó un corazón sin acabar. Todo fue efímero… como ese primer beso que plasma la huella de la vida.

16 comentarios:

  1. “Las horas del desdén se instalaron en aquella casa ya vacía de amor y tal vez de memoria. No quedaban rosas en los jarrones, se ahogaron de respirar tristeza. El sofá se les quedó grande… Todo fue efímero”

    Como no lo será este hermoso texto, Mila, que guardaré en mi memoria. Qué destreza para, en tres párrafos, describirnos un desamor trasnochado y melancólico. Con estas imágenes, tan visuales, lo has dicho todo.

    Besos y abrazos, mi querida soñadora.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Mari Carmen. Tú siempre tan generosa.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  3. Qué buen texto, Mila. Has descrito la biografía del amor en el tiempo que tarda una burbuja en desvanecerse, las burbujas de tu brindis, y el mío ¡Va por ti! Es una pena que las rosas del amor se ahoguen por respirar tristeza, o que el sofá se nos quede grande, o dibujemos en el cristal un corazón sin acabar. Triste, pero precioso, Mila, de verdad. No me extraña que tus novelas tengan tanto éxito. Felicidades.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Alejandro, me alegra saber que te ha gustado.

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. "Querida Mila:

    Se dice: "No existe el amor, sino las pruebas de amor, y la prueba de amor a aquel que amamos es dejarlo vivir libremente".

    Me ha encantado como has plasmado a ese amor iniciador de la vida, el que nace y empuja. Luego suele cambiar de nombre: cariño, apego, conformismo, odio, rencor...y muchos etcs.

    En la fase donde se rompe parece contener todo su oxígeno en una resistente nebulosa que toma asiento en el sofá e impide la circulación de la savia de la rosa.

    Te felicito amiga. Es muy bueno.

    Besos de los que permiten transpirar aire...

    Cris.

    ResponderEliminar
  7. Muchas gracias, Cris, por tan interesante comentario.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  8. Cuánta belleza y poesía en tu relato. Felicidades.

    ResponderEliminar
  9. Cómo me alegra verte por aquí, Luismi. Gracias por comentar.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Siempre tú, eres inconfundible. Te quiere, soledad

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué ilusión, Sole! El sentimiento es recíproco. Besos desde Jávea.

    ResponderEliminar
  12. El prodigio de leerte, hace que salte el corazón, para besarte el equipaje de luz de tu infinito universo.

    ¿Cómo podríamos aniquilar las horas de melancolía, que se instalan persistentemente en nuestras vidas, para alargar el éxtasis del gozo, después de probar la esencia de la alegría, Querida Mila?

    Como ves me has hecho reflexionar profundamente.¡ENHORABUENA!

    Besos Sol De Diego

    ResponderEliminar
  13. ¡Qué alegría verte por aquí, Sol!

    La melancolía, si se utiliza bien, es un estado positivo en el ser humano. Si escuchamos una canción antigua que nos lleva hasta un tiempo feliz, sentimos una dulce sensación...

    Gracias por comentar.

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Hola Mila....menudo texto...en tan pocas palabras tanto resumido, se me saltan las lágrimas, me veo reflejada en un espejo que no quiero mirar pero que ahí está. Un beso.
    Marina

    ResponderEliminar
  15. Buenas noches, Marina. Siento mucho que este texto te haya producido lágrimas. Sí, "El espejo" siempre esta ahí. En él se refleja nuestro pasado y vemos nuestro presente. Aunque, a veces, nos miremos en él y no nos reconozcamos. Muchas gracias por visitar mi blog y comentar. ¡¡Nos vemos!! Un besito.

    ResponderEliminar